Skip to content

Semejanzas que permiten soñar

15 octubre 2009

Las últimas eliminatorias argentinas

y su comparación con las de 1985.

Dicen que el que busca encuentra. Y así ocurrió, como si fuera el pasado quien nos llama a escribir la misma historia. Al igual que en las eliminatorias de 1985, cuando el seleccionado dirigido por el actual manager Carlos Bilardo clasificó al mundial de México de 1986 de forma agónica, el próximo año Argentina estará en Sudáfrica luego de una clasificación tan similar como angustiosa.

En el primer caso, Argentina llegaba al partido contra Perú con dos resultados a favor: el empate o el triunfo, no había lugar para la derrota. Con el partido 2 a 1 a favor de Perú y cuando comenzaban a esfumarse las ilusiones de conseguir una plaza para México; tras una brillante jugada de Daniel Passarella, sellada por un remate que impactó en el palo derecho del arquero peruano, Acasuzo, Ricardo Gareca empujó la pelota y consiguió convertir el gol que le dio el pasaje al Mundial. Por su parte, en esta última oportunidad, la Selección nacional obtuvo, también en cancha de River y frente al mismo rival que hace veinticuatro años atrás, su lugar para estar en Sudáfrica 2010. El resultado del partido fue 2 a 1 a favor de Argentina. El tanto lo convirtió Martín Palermo, a pocos minutos de finalizado el partido. Así fue que ambas clasificaciones fueron gracias a un gol clave en las últimas jornadas, ya que sino se lograban conseguir esos resultados Argentina hubiera quedado fuera del Mundial.

Por otra parte, más allá de las similitudes en la forma de clasificación en ambos casos, también se debe resaltar que los procesos fueron diferentes. En 1985, la eliminatoria para ir al Mundial tenía dos meses de preparación para los jugadores, lo que les permitía consolidarse como equipo y tener una mayor continuidad en el trabajo. Por el contrario, actualmente, la misma se realiza con sólo cinco días de anticipación a cada partido y los jugadores enfrentan los compromisos con menos tiempo de convivencia.

A pesar de que las críticas sobre el juego que planteó Bilardo para sus jugadores en aquel Mundial y luego de los alarmantes resultados en una gira previa, el conjunto nacional se consagraría Campeón en el estadio Azteca.

Muy parecida es la situación por la que atraviesa hoy Diego Maradona, el mejor jugador en México ’86 y actual técnico de la Selección. El recambio permanente de jugadores, la falta de juego y de una idea futbolística durante las eliminatorias, generaron muchas dudas en el periodismo y en la gente acerca de confiar en que se pueda mejorar el rendimiento del equipo y el trabajo del cuerpo técnico.

Sin embargo, estas similitudes con la Selección consagrada en el ’86 dejan lugar para la esperanza de que es posible volver a repetir la misma historia que aquella vez. ¿Podremos volver a lograrlo?

Estadísticas

El equipo que disputó las eliminatorias de 1985 jugó seis partidos, de los cuáles ganó cuatro, empató uno y perdió otro. Quedó primero en el grupo con nueve puntos y clasificó directamente.

 Los dirigidos por Carlos Salvador Bilardo convirtieron 12 goles y recibieron seis.

El conjunto que disputó los Preliminares del 2009 jugó 18 partidos, de los cuáles ganó ocho, empató cuatro y fue derrotado en seis ocasiones. Clasificó en el cuarto puesto con 28 puntos.

El equipo conducido por Diego Armando Maradona convirtió 23 goles y le hicieron 20.

Anuncios
No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: