Skip to content

8 diciembre 2009

La extravagancia hecha fiesta

La marcha peronista, una película de Olmedo y un hombre disfrazado de mesa de luz, la carrera de embolsados, degustar un rico Naranjú y escuchar en vivo al Teto Medina parecen tener poco en común. Sin embargo, esta combinación aleatoria de factores singulares se fusiona en la Bizarren Miusic Parti, una fiesta que comenzó como una diversión entre amigos y ahora es un fenómeno que reúne más de tres mil personas por presentación y recorre las provincias del interior con el mismo éxito que en la Ciudad de Buenos Aires.

Para Mike Donovan, nombre artístico del creador, esto se debe a “un mix de causas”. Lo cierto es que al margen de lo que la haya convertido en un éxito, esta celebración logró derrumbar el mito de peligrosidad y violencia con el que se intenta empañar la noche porteña. No sólo desde el comienzo, sino mucho antes, la jornada se desarrolla con total algarabía.

De hecho, desde un determinado punto de la ciudad se puede optar por llegar al boliche de turno en el mítico Tren de la Alegría, sin superhéroes ni música infantil, pero con la idea de vivir la fiesta a pleno y brindar seguridad a los concurrentes.

El ideólogo la define como una “fiesta itinerante”. De hecho ya son diez los sitios que albergaron el emprendimiento que surgió por la existencia de “unos cd´s con música de Johnny Tolengo, Las Primas, Sergio Denis y Cacho Castaña que les encantaron a mis amigos”, recuerda Mike.

Así, buscó fervientemente un lugar de reunión que reemplace su casa para escuchar esta música y, como no lo encontró, decidió crearlo.

“Era la época post Cromañón y no había muchas opciones”, recuerda. Tras algunas idas y vueltas, el padre de un amigo le dio la posibilidad de organizarlo en un Centro Cultural de Villa del Parque, más precisamente en Álvarez Jonte, entre Nazca y Terrada.

Allí, el 10 de junio de 2006, se desarrolló la primera gala para no más de 70 personas en aquel lugar, hoy derrumbado y destinado a un futuro complejo edilicio.

“Fue una fiesta privada, sólo para amigos íntimos y algún que otro conocido de ellos”, dice con orgullo.

Este grupo cerrado deliró con canciones de Palito Ortega, Nino Bravo, Pimpinela o Jugate Conmigo y hasta con publicidades antiguas como la de Eveready.

Así nació y se expandió. Primero por clubes (Buchardo de Nuñez), después por boliches (Xel Ha, New York City, El Teatro o City Hall, entre otros) y hasta llegó al Microestadio de Argentinos Juniors, a metros de Avenida de los Constituyentes y Chorroarín para desembarcar en Kory Megadisco, el inmenso sitio de culto para la música bailantera de la ciudad.

De ese loco inicio, ahora son más de cien personas las que trabajan en cada presentación incluyendo a la gente de seguridad, a los encargados de las barras y a los artistas, más la especial participación del diseñador, el escenógrafo y el asistente operativo que es la mano derecha y hombre de extrema confianza de Donovan.

Además de la curiosa música que sale de sus parlantes, la fiesta posee un parque de diversiones. En él hay videos juegos de la época como el Pacman o el Wonderboy, hay dardos, una bolsa para practicar guanteo, un Scalextric, un ludo matic gigante y otras tantas atracciones más.

En las pantallas gigantes se observan películas de Brigada Z e Isabel Sarli, se reparten sándwichs de bondiola, manzanas, golosinas ochentosas y hasta explotan una piñata para decretar el final de la jornada.

Toda esta mezcla rara de situaciones desembocó en el término inglés “bizarre” que mutó a Bizarren, por un gusto fonético de su mentor. Miusik Parti fue el cierre elegido para decorar un nombre yanquee que podría traducirse al español como “Fiesta de música bizarra”.

Mike expresa que “hubo varios picos, pero el crecimiento fue muy gradual, paulatino y el boca a boca fue fundamental”.

Y así lo refrenda Marina, una mujer de poco más de 30 años que bajo una peluca azul metalizado agrega que “la curiosidad y el Facebook, ayudaron un montón”. Esta nueva admiradora no parece estar equivocada, ya que el número de seguidores en la red social se incrementa en forma exponencial y ya superó los 12 mil fanáticos.

“Esto demuestra que la gente quería algo diferente al típico boliche”, comenta Mike y los hechos hablan por sí solos. En la última noche en la que fuera anunciado Cacho Castaña, pero que por un problema de salud terminaron tocando Los Auténticos Decadentes, las entradas anticipadas que puso a la venta la empresa Ticketek se agotaron en sólo seis minutos.

Una empleada de la firma que comercializa las entradas, comentó que cuando llegó para abrir el punto de venta había ocho personas en la fila y todas eran para la Bizarren. “Esa mañana, colapsaron los teléfonos y el sitio web”, expresa con una sonrisa.

“Es algo totalmente diferente”, dice Erica mientras se acomoda la pluma de su vestimenta que rememora los tiempos del charleston. “Acá sos libre y existe la posibilidad de salirse de lo establecido para ser uno mismo, sin inhibiciones y en un contexto sin prejuicios”, afirma esta rubia de 23 años que ya cuenta con varias presencias. “He ido a muchas fiestas, pero ésta es la única que ofrece este tipo de onda, por eso es tan famosa y reconocida”, completa.

Rosalía es otra asidua concurrente y afirma lo dicho por Erica: “No existe nada igual. El ambiente que se formó no se encuentra en ningún otro lado”.

No obstante, la masividad es algo que molesta a más de uno. Para Claudio, de treinta y tantos, la invasión de gente más joven le quitó magia, porque “la gran mayoría no vivió estas canciones como nosotros”, dice enojado. “Además, ya no se puede ni caminar tranquilo”, añora.

La modalidad apareció de casualidad, pero en el momento justo. Le dio a la gente la posibilidad de divertirse mucho más allá de ir, simplemente, a bailar.

Así, comenzó a sumar adeptos que la catapultaron a la fama y de aquella noche en Villa del Parque hace tres años, la Bizarren no para de crecer y no sólo convulsiona la ciudad, sino también el interior. El formato ya llegó a Córdoba, Mar del Plata, Rosario, Bahía Blanca, Corrientes y hasta recibió pedidos para realizarla en países limítrofes.

El dueño de todo este circo compara: “Si Zulma Lobato hasta Tinelli y el Maipo no para, la Bizarren no parará hasta hacer un River”,  bromea, en un tiempo libre que se hizo, mientras efectúa los preparativos para la despedida del año, una versión larga duración o “XL”, como le gusta llamarla, que comenzará a las 21.01 del viernes 25 de diciembre en el Teatro de Flores.


Willy Polvorón y Mesita de Luz, dos iconos.

Algunos de sus personajes

Luego de que la gente presenta su entrada y se efectúa el control de seguridad habitual en cada boliche porteño, los adeptos a la Bizarren son recibidos por Mickey, el Coyote, Alf o cualquier otro dibujo animado antiguo encarnado en una persona disfrazada de pies a cabeza que le da el primer toque extraño al inicio de la noche.

Los trajes que forman parte del show se multiplican en los seguidores y, con sólo levantar la vista, uno puede encontrarse con varios Batman, Gatúbelas o decenas de vampiros y piratas que transitan la pista con una bebida en la mano y le dan mayor colorido.

Promediando la noche es el turno del Pibe Mondiola, un superhéroe cuya principal virtud es repartir “sámbuches”, como él mismo denomina, de bondiola entre sus fanáticos alrededor de las 5 de la mañana. Un centenar de personas se agolpa ante él para recibir la comida y recuperar un poco de la energía perdida, pero más de uno sólo siente felicidad por recibir el premio en su mano, sin importar el deseo o la necesidad de comer algo.

Este es el único segmento que se mantiene desde la primera Bizarren hasta la última y estuvo en todas las presentaciones. Además, El Pibe Mondiola ya tiene su propia historieta que puede verse en la web y una página de Facebook donde recibe elogios de sus fans.

Sin embargo, sumado a todas las atracciones que dispone el organizador y son parte del staff, aparece un icono: Mesita de Luz. Este personaje que ganó el primer concurso de disfraces ya adoptó su forma a su nombre. Cuerpo cuadrado, una tulipa en la cabeza, un portarretrato con la foto de Cacho Castaña, una media colgada y la infaltable cajita de preservativos son algunos de sus accesorios.

Este icono confiesa también haberse vestido de semáforo y de pitufo, pero desde hace seis meses verlo de mesa de luz es una fija.

“Se armó un grupo tan lindo entre los que vamos siempre que nos juntamos a comer asados, todos son muy buena onda”, grita mientras de fondo suenan Los Parchis.

Martín Passalenti, su nombre real cuando se quita la pantalla de la cabeza y los cajones de su cuerpo, expresa que llegó de casualidad a la fiesta, “porque pasaban música vieja”. Aclara que “siempre le gustó esa onda” y resume un poco la locura que se vive ahí dentro con un desvergonzado: “Imaginate que la gente hace pogo con el tema de Los Cebollitas”.

Mesita se suma al lote del Hombre Ducha, la Mujer Toalla y otros tantos que parecen haber adquirido una nueva personalidad, tras haber concurrido a varias presentaciones con esos atuendos.

Los artistas

Es habitual ver, al menos, dos presentaciones en vivo de grupos o solistas de furor en el pasado. Por los escenarios han pasado Sergio Denis, Alcides, Vilma Palma, Donald, Mario Sapag, Carlitos Balá, Antonio Ríos, Machito Ponce, Jazzy Mel, Paolo el Rockero  y hasta el Profesor Lambetain entre varios otros.

Pero para muchos, la última noche en la que participaron Los Auténticos Decadentes será difícil de olvidar. El grupo aterrizó por la ausencia de Cacho Castaña, cantante elegido que suspendió todas sus presentaciones producto de su internación por un cólico renal.

Para el creador, el deseo de contar con uno de los cantantes más reconocidos de Buenos Aires es un objetivo que se cumplirá el próximo año.

No obstante, aún hay otros sueños personales que cumplir como tener a Xuxa, el Puma Rodríguez, Palito Ortega o las Azúcar Moreno, siempre en virtud del presupuesto disponible.

Pero entre todos estos virtuosos de la década de los ´80 y ´90 aparece uno sin renombre, pero con una voluntad a prueba de todo: Willy Polvorón, nombre artístico elegido por Guillermo Solís por su estrecha vinculación con la localidad de Los Polvorines, su lugar en el mundo.

“Desde el tercer cordón industrial del Gran Buenos Aires llega nuestro héroe. Desde allí, donde los barrios se hacen campo y la cumbia resuena entre la atmósfera parrillera, llega Willy”, reza la introducción de este artista en su disparatado sitio oficial.

“Willy es un icono de la fiesta”, dice el creador. “Lo empecé a traer cuando prácticamente no lo conocía nadie y, al principio, muchos me decían que lo saque”, recuerda con una sonrisa.

“Después fueron entendiendo lo mismo que yo: más allá de sus virtudes o desvirtudes como cantante, pone mucho amor en lo que hace y lo transmite a la gente, por eso se encariñaron con él y hoy, prácticamente, es de la familia”, remata.

Una camisa colorida y un collar de morcillas de plástico es el look que elige Polvorón para cantarle a la amistad, a los barrios populares y al amor, pero también a cosas inverosímiles como su bicicletero o, directamente, a una tapita de gaseosa.

Este personaje que comienza a recorrer los canales televisivos resume su existencia en una sola frase: “La vida es una sucesión de asados”.

Fuera del escenario ostenta el título de abogado, tras largos años de estudio en la U.B.A., que se contrapone, extrañamente, cuando sube al escenario y abre el show con La cumbia de la morcilla, su más conocido hit.

Anuncios
2 comentarios leave one →
  1. Afuera en 1ra ronda permalink
    8 diciembre 2009 16:05

    La mejor fiesta de Buenos Aires.
    El mondiolazo y willy son insuperables…

  2. Diego Farias permalink*
    11 diciembre 2009 15:04

    I have a dream: 2500 mujeres disfrazadas de paquitas (Catú, la más linda la más mejor). 1500 varones de verde y con la guitarrita de Dengue. El escenario lleno de humo, la nave espacial y ella que toda rubia baja de la escalerilla. Ole ole ole, ole ole lelea! nos arenga. ole ole ole ole, ole ole lelea! contestamos poseídos.

    e dopo, morire…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: